La presa de Añarbe y las inundaciones. Responde Enrique Noain, Presidente de Aguas del Añarbe-Añarbeko urak, S.A. (Diario Vasco, 11 de Noviembre)


Se nos había pasado este artículo publicado por el Diario Vasco en el que el Presidente de Aguas del Añarbe responde a cuestiones relacionadas con las inundaciones del 6 de Noviembre.
El autor responde a cuestiones que considera se están haciendo las víctimas de las inundaciones. Entre estas interrogantes, ¿cuándo supo Añarbe que se producirían unas lluvias tan extraordinarias?, ¿qué hizo? y sobre todo, ¿se abrió la compuerta?
ENRIQUE NOAIN CENDOYA | PRESIDENTE DE AGUAS DEL AÑARBE-AÑARBEKO URAK, S.A.
Un gravísimo episodio de inundaciones ha sacudido, ¿cuántos van?, a los municipios de Hernani, Astigarraga y Donostia-San Sebastián, por ceñirnos al valle del Urumea. Los daños han sido mucho más importantes que en otras ocasiones, como igualmente han sido extraordinarias las precipitaciones que los han ocasionado. La desolación invade a los vecinos afectados, que ven con horror los estragos producidos por el agua en viviendas, comercios, talleres y fábricas, edificios comunitarios, garajes y calles. Y a la desolación del momento se une la histórica, la acumulada en la memoria de sus habitantes por la recurrencia inacabable de episodios similares, aunque éste ha sido mucho más grave.
Cuando apenas los afectados comienzan difícilmente a intentar recuperar una mínima normalidad en sus vidas, toca a los responsables de los servicios y las infraestructuras públicas dar cuenta -cada uno en lo que le compete- del funcionamiento de los servicios a su cargo. Y a mí me corresponde, en nombre y representación de todo el personal de Aguas del Añarbe -y especialmente de los técnicos encargados de la explotación de la presa, que han trabajado sin parar, con arrojo y riesgo físico- dar cuenta de la gestión que se llevó a cabo durante las tensas horas y días del tremendo episodio. Lo haré respondiendo a las preguntas que con seguridad están en la mente de las víctimas de las inundaciones:
¿Cuándo supo Añarbe que se producirían unas lluvias tan extraordinarias? ¿Cómo se encontraba entonces la presa? ¿Se hizo algo para paliar la situación?
La Agencia Vasca del Agua advirtió a última hora del miércoles día 2 que por Euskalmet se pronosticaban para los siguientes días precipitaciones importantes, lo que recomendaba particular vigilancia y atención en la explotación de la presa.
Al día siguiente, estando la presa llena al 86,2%, se disponía de un resguardo (o ‘hueco’) de 5.146.000 m3, volumen importantísimo, equivalente a la capacidad entera del embalse de San Antón, en Txingudi, o al doble del de Artikutza; volumen que permite retener avenidas de enorme intensidad. Se disponía también -y fue providencial utilizarla luego- de la posibilidad de multiplicar por dos esa capacidad de retención de agua, mediante la maniobra de bajar las tres grandes compuertas metálicas, que permiten cerrar las ‘ventanas’ del aliviadero en la parte superior del muro de la presa. Se disponía por tanto de una capacidad de retención enorme (10.000.000 de m³). Sin embargo, se ordenó de inmediato proceder a desembalsar agua al río Añarbe, de manera que se incrementara aún más el resguardo disponible; que en la mañana del sábado alcanzaba otros 875.000 m3 más; es decir, un total 10.875.000 m³, lo que supone el 29% de la capacidad de la presa.
¿Cómo se gestionó la presa durante la avenida?¿Se mantuvo cerrada o se abrió algún desagüe de fondo o compuerta vertiendo agua al río Añarbe? ¿Qué efecto han tenido la presa y su manejo en las inundaciones?
Durante todo el sábado y todo el domingo todos los órganos de desagüe de la presa permanecieron absolutamente cerrados, sin verter ningún caudal al río Añarbe, con la sola excepción del obligado caudal ecológico que, por su cuantía -0,3 m3/s- es absolutamente irrelevante a estos efectos. Por ello no se aportó ningún caudal al río ni se agravaron las inundaciones en un solo m3 ni en un solo centímetro de altura. Fue pasadas las 12 de la noche del domingo, cuando, corriéndose el riesgo de que los caudales entrantes en el embalse pudieran suponer el desbordamiento de las compuertas por arriba -lo que supone un gravísimo riesgo catastrófico absolutamente inasumible- y permitiéndolo entonces el nivel del Urumea, la Mesa de Crisis decidió proceder a un paulatino desembalse, con un caudal de 23 m3/s. Ello supuso una subida de tan solo 14 cm. en el nivel del Urumea (de 2,05 a 2,19 m.) aproximadamente entre la una y las dos de la mañana del lunes. Como el río había alcanzado una altura máxima de 3,85 m. a las tres y veinte de la tarde del domingo, es fácil comprobar que el desembalse de la presa no ocasionó ningún daño suplementario.
La existencia de la presa de Añarbe no sólo no contribuye a causar o agravar las inundaciones. Bien al contrario, las reduce considerablemente, reteniendo masas ingentes de agua procedentes del río Añarbe. De no existir la presa, se hubiera producido una elevación media del nivel del río de 1 m. y de hasta 1,60 m. en algunos momentos y lugares.
Sin que haya aquí espacio para abordar otras cuestiones -lo que se está haciendo en el oportuno informe que se hará público- Aguas del Añarbe da fe de lo aquí expuesto, cuenta con la documentación, partes, registros y pruebas de que así han sido las cosas, y rechaza -con un infinito respeto por el dolor de los afectados y la comprensión por sus dudas e interrogantes- cualquier manifestación que acuse al Añarbe de faltar a la verdad. Tiempo habrá en otros momentos de pronunciarse acerca de lo que, en mi opinión, hay que hacer en el río: quitarle obstáculos y ponerle dinero.
Comments
One Response to “La presa de Añarbe y las inundaciones. Responde Enrique Noain, Presidente de Aguas del Añarbe-Añarbeko urak, S.A. (Diario Vasco, 11 de Noviembre)”
  1. martin dice:

    bastante peor seria si reventase la presa lo que hay que hacer es sitio al rio y no quitar como se hace de una vez por todas lo que tienen que hacer los politicos menos poner ostaculos unos a los otros y entre todos encauzar el rio que en este barrio no vivimos tranquilos y pagar pagamo los impuestos como todos habra que negarse pagar impuestos asta que nos hagan un poco de casoque les hemos hecho para merecernos esto

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

  • Zure helbide elektronikoa idatzi/Escribe tu dirección de correo electrónico para suscribirte a este blog, y recibir notificaciones de nuevos mensajes por correo.

    Únete a 566 seguidores más
A %d blogueros les gusta esto: